3/7/12

226.




Leer en tiempos de cólera. Para no volverse loco. O para enajenarse por su propia capacidad y voluntad de hacerlo. No porque la mediocridad y la barbarie sibilina de los de casa lo impongan.


4 comentarios: